Lilypie Waiting to Adopt tickers

Lilypie Waiting to Adopt tickers

jueves, 15 de marzo de 2012

INDISCRECIÓN

Con respecto a la adopción y a su revelación, nunca sabes muy bien que hacer. En principio, en nuestro caso, sólo se lo contamos a la gente más próxima, familia y amigos más íntimos. Puede que también a algún jefe (por necesidad) o compañero de trabajo que te cae especialmente bien y conoce un poco tu historia, pero lo que me pasó el otro día me dejó un poco descolocada. Descolocada porque yo aunque soy bastante bocazas con mis cosas, siempre cuento de más, incluso lo que no debo, intento ser muy prudente y tener mucho tacto con las cuestiones ajenas.

No tengo ningún problema en que se sepa, pero me nos concierne a nosotros elegir. Siendo el camino tan largo y con tantos obstáculos prefiero que lo sepa el número justo de personas. Cuando una de mis compañeras fue indiscreta y reveló lo que sólo me concierne a mí la verdad es que me quedé un pelín alucinada y aunque reaccioné con naturalidad, me sorprendió. No se lo tendré en cuenta pero todos deberíamos tener un poco de tacto, especialmente con algunos temas tan delicados y personales como este.

No quiero que gente que no me importa, me pregunte por preguntar (en la mayoría de los casos chorradas que os podéis imaginar), algo que no le interesa y no sólo eso, sino que has de repetirle 50 veces lo que ya le contaste 30, cansa.

 Esta falta de tacto se hace más dura si cabe porque, aunque en ningún embarazo sabes cómo iran las cosas, si llegarán a buen término, sí sabes, que si todo va bien darás a luz en unos 9 meses, pero este “embarazo”, como bien sabemos no dura meses sino años (que se hacen eternos) y sólo con “suerte” y mucha paciencia llega a buen término.

Un saludo.

3 comentarios:

  1. Lidia!!!! Bufff.. no te imaginas como te entiendo!!! Nosotros igual que vosotros solo lo hemos dicho a los más intimos y compañeros de trabajo en mi caso no lo sabe nadie... pero bueno... por diversas causas es probable que tenga que contarlo en breve... y no te imaginas lo que me molesta verme forzada a hacerlo cuando realmente no queríamos hacerlo público hasta que casi nos fuesemos a marchar. Pero la verdad, para que se enteren por alguien que no seamos nosotros, pues prefiero hacerlo yo.
    En tú caso yo me habría enfadado muchísimo, no habría podido evitar decirle 4 cosas... es un tema tan personal... que me parece ofensivo que alguien se atreva a contarlo sin vuestra autorización.
    Madre... que rollazo te he soltado!!! Ains...
    Un besazo... y paciencia!!! No nos queda otra!!!

    ResponderEliminar
  2. nosotros tampoco lo hemos contado, lo saben los justos, padres, hermanos, mi sobrina mayor y un par de amigos, no todos. En mi trabajo no lo sabe nadie y mi intencion es no decirlo hasta que tenga la preasignacion
    En cuanto me llamen de la xunta lo gritare a los 4 vientos, y empezare a prepararme para las preguntas tontas de mucha gente, pero por esas creo que vamos a pasar todos.
    mucha paciencia. Besiños

    ResponderEliminar
  3. Te entiendo perfectamente,yo lo sufro a diario la gente osa a comentar cuando ni le va ni le viene y tienes que dar explicaciones a gente que no te apetece.Un saludo

    ResponderEliminar